La crisis interna de DC Comics

La crisis económica ha afectado de lleno a DC Comics. Si no empezó bien la década, el problema de las bajas ventas ha ido empeorando, hasta llegar al punto de cerrar varios de sus sellos alternativos (Wildstorme, Zuda) haciendo migrar los personajes emblemáticos de estos sellos al de DC. Veo acercarse peligrosamente algún que otro crossover que no terminará de agradar, ¿Os imagináis a John Constantine luchando codo con codo con Flash?.

Como en DC son muy de ”renovarse o morir”, filosofía que han probado en múltiples ocasiones desde hace 25 años con Crisis en Tierras Infinitas -el mejor relanzamiento que se recuerda hasta la fecha- donde tras crear demasiados universos alternativos lo que ocasionaba problemas a los lectores para seguir las tramas, decidieron unirlos en un macroevento.

Ahora, después de demasiados giros en la historias: un Batman paraplégico que es sustituído por el antiguo Robin, luego por su padre muerto, luego muere y revive; una Wonder Woman que adquiere el mayor de los poderes estelares, se cansa y se vuelve a casa, etc.; y estéticas de los personajes, con la inminente salida del evento de este año para competir con el Fear Itself de Marvel, Flashpoint, DC ha adaptado la misma dinámica de renovación y anuncian un apocalipsis al final de la misma (spoilerazo, por cierto) que destruirá ese universo conocido. Reiniciarán todas las historias de todos los personajes desde el primer número.

Queridos señores de DC: Me parece correcta su filosofía de los reinicios, pero a partir de la sexta vez deja de ser original y acaba cansando.

El fallo, naturalmente, es la mala gestión que se está llevando de la editorial. En primer lugar, no se tomó el formato digital en serio, error que han aprendido a fuerza de pérdidas económicas y que subsanarán sacando al mismo tiempo el cómic en papel y el digital. Además de que bajarán los precios.
Tienen que renovar guionistas, que los dos buenos que tienen los tienen esclavizados y así es imposible que traigan ideas frescas para una serie memorable.
De los dibujantes no tengo ninguna queja (quizá de alguna serie aislada), sin embargo si van a cambiar la estética de alguno de sus personajes emblemáticos, háganlo bien y no una chapuza.

Como este anuncio tan radical ha oscurecido completamenteel hype de Flashpoint, y eso que la idea de que Flash pueda ver el cambio inevitable a nivel cuántico me gustaba. Habrá que esperar a ver cómo arranca la nueva era de DC Comics.

• Wellcome To The Strange – Murderdolls

Deja un comentario